(+34) 954 86 95 61
·
info@detrinidadyasociados.com
·
L - J 9:00-20:00 | V: 9:00 - 14:00
Contactar
 

Piénsalo bien antes de dar tu dirección de correo electrónico.

Cuando navegas en la red, un número cada vez mayor de sitios y aplicaciones te piden una parte de información básica que es probable que entregues sin dudarlo: tu correo electrónico.

Quizá parezca inofensivo, pero cuando ingresas tu correo electrónico estás compartiendo mucho más que solo eso.  Sirve como una migaja digital para que las compañías vinculen tu actividad a través de los sitios y aplicaciones a fin de mostrarte anuncios relevantes.

Imagínate que el empleado de una tienda física te pidiera tu nombre antes de ingresar al local. Una dirección de correo electrónico tal vez sea más reveladora, porque puede asociarse con muchos otros datos tuyos.

Durante muchos años, la industria de los anuncios digitales ha compilado un perfil tuyo basado en los sitios que visitas en la red. La información sobre ti solía ser recolectada de maneras encubiertas, incluyendo las cookies y los rastreadores invisibles plantados en el interior de las aplicaciones. Ahora que más compañías bloquean el uso de dichos métodos, han surgido nuevas técnicas para dirigir anuncios.

Una tecnología que está ganando impulso es un marco de referencia de publicidad llamado Unified ID 2.0, o UID 2.0. Por ejemplo, digamos que estás comprando en un sitio web de zapatos deportivos que usa UID 2.0 cuando aparece un cuadro de diálogo y te pide compartir tu dirección de correo electrónico y que aceptes recibir publicidad relevante. Tras haber ingresado tu correo electrónico, UID 2.0 lo transforma en un token compuesto de una serie de dígitos y caracteres. Ese token viaja con tu dirección de correo electrónico cuando lo usas para iniciar sesión en una aplicación de emisión en continuo de deportes en tu televisor que emplea UID 2.0. Los anunciantes pueden vincular las dos cuentas con base en el token y pueden dirigirte anuncios de zapatillas deportivas en la aplicación de emisión de deportes porque saben que visitaste el sitio web de zapatillas deportivas.

Dado que tu dirección de correo electrónico no es revelada al anunciante, UID 2.0 puede ser considerado como una mejora para los consumidores en comparación con el rastreo tradicional basado en cookies, el cual da acceso a los anunciantes a tu historial de navegación detallado e información personal. Los sitios web y las aplicaciones solicitan cada vez más la autenticación a través del correo electrónico en parte porque tiene que haber una mejor manera para que los editores moneticen su contenido y que sea más centrada en la privacidad que usar cookies.

Hay formas más sencillas de que los sitios web y las aplicaciones rastreen tu actividad en la red a través de tu dirección de correo electrónico. Un correo electrónico puede contener tu nombre y apellidos, y suponiendo que lo hayas utilizado durante algún tiempo, los intermediarios de datos ya habrán compilado un perfil completo sobre tus intereses basándose en tu historial de navegación. Un sitio web o una aplicación pueden introducir tu dirección de correo electrónico en la base de datos de un intermediario de publicidad para cotejar tu identidad con un perfil que contenga información suficiente para ofrecerte anuncios específicos.

La conclusión es que si te preguntas por qué sigues viendo anuncios relevantes a pesar del auge de las herramientas de privacidad que combaten el rastreo digital, esto se debe en gran parte a que sigues compartiendo tu dirección de correo electrónico.

Siempre que sea posible, date de baja. Para los sitios que usan el marco UID 2.0 para dirigir anuncios, puedes darte de baja al ingresar tu dirección de correo electrónico en https://transparentadvertising.org. (Sin embargo, no todos los sitios que colectan tu dirección de correo electrónico usan UID 2.0). Si no puedes, aconsejamos alternar entre varias cuentas de correo dedicadas a tus intereses principales. Por ejemplo, puedes usar la dirección de correo relacionada con películas cuando inicio sesión en un sitio para comprar entradas para el cine o ver videos en plataformas de emisión en continuo. De esa manera, esos sitios y aplicaciones sabrán sobre mis preferencias cinematográficas, pero no conocerán todo acerca de mí.

Artículos recientes

Una sentencia obliga a la aseguradora al pago completo de la reparación de un coche viejo en un siniestro.
junio 12, 2024
La Agencia Española de Protección de Datos (AEPD) sanciona con 10.000 euros a una empresa dedicada al juego online por pedir datos innecesarios a un usuario.
junio 12, 2024
¿Puede un usufructuario arrendar una vivienda? ¿Qué pasa con el arrendamiento si fallece el arrendador?
junio 11, 2024
La Ley de Servicios Digitales (DSA) y la Ley del Mercado Digital (DMA).
junio 11, 2024
Ley de Segunda Oportunidad. Exoneración de deudas.
junio 10, 2024
El ‘SMS spoofing’, un tipo de estafa de suplantación de identidad.
junio 10, 2024
Control de cláusulas de un contrato de compraventa con subrogación en el préstamo hipotecario, sin novación.
junio 6, 2024
¿Cabe imponer costas en los decretos/autos que resuelven los recursos de reposición y revisión?
junio 6, 2024
Doctrina del Tribunal Constitucional sobre vacunación de personas con discapacidad al amparo de la Ley de Autonomía del Paciente.
junio 6, 2024
De Juzgado de Guardia.
junio 6, 2024
Cómo actuar cuando no existe acuerdo para repartir una herencia.
junio 6, 2024
Validez de la cláusula de exclusividad en un contrato de intermediación inmobiliaria.
junio 4, 2024
El inexistente plazo de 48 horas de la policía para intervenir en una okupación.
junio 4, 2024
SegurCaixa Adeslas condenada a pagar casi 13 millones por «negligencia médica» en un parto.
junio 3, 2024
Responsabilidad patrimonial por el principio de solidaridad.
junio 3, 2024
Condena de más de 54.000 euros al SAS por diagnosticar mal un esguince de tobillo
junio 3, 2024
Sanciones a las empresas que incumplan la obligación de tener un canal de denuncias.
junio 3, 2024
Falta de carácter ejecutivo de la segunda copia. Subsanación mediante certificación registral.
junio 3, 2024
La «cláusula berlinesa» de alquiler en la sombra (Schattenmiete) en los contratos de arrendamiento.
mayo 31, 2024
¿Problemas con tu vuelo?
mayo 23, 2024
Ir al contenido